El sopar_paisatge ext

Concebido como una ópera total, como la fusión de todos los talentos artísticos, el somni tiene su momento crucial en la cena. Entendemos la Cena, Cenae, como la antesala del nacimiento de las culturas. Cena, dormir, sueño y despertar al día siguiente, con resaca y legañas o la Eternidad.

Ver los 12 actos.

En la cultura occidental, los banquetes forman parte del imaginario y marcan puntos trascendentales en la historia de la Humanidad. El Banquete o Simposio, de Platón, que reunió pensadores como Sócrates o Pausanias, o el dramaturgo Aristófanes, en casa del poeta Agatón, en la que trataron del amor (del famoso amor platónico) como motor del conocimiento y camino de comprensión de la belleza en todos sus sentidos y formas.  En el imaginario también está la Última Cena, como ágape inicial o iniciático, momento muy representado en el mundo del arte.

Sin embargo, por encima de cualquier cena o banquete histórico, hay que destacar el festival organizado por François Vattel en tiempos de Le Roi Soleil (El Rey Sol). Nacido Fritz Karl Watel, destacó como maestro de ceremonias, un innovador en el arte de celebrar y en el uso de la trasversalidad multidisciplinar en el arte de diseñar una ceremonia. No sólo elegía los menús, organizaba el avituallamiento y vigilaba la elaboración de los platos, también decidía la disposición y la decoración de las mesas y los salones, orquestaba las tareas del personal de servicio y escogía las diversiones para los comensales. Vivió en tiempos de Luis XIV y fue contratado para organizar el castillo de Nicolas Fouquet, marqués y vizconde, que llegó a ser superintendente de finanzas de Francia. Organizó una fiesta gloriosa. No podía faltar de nada y todo tenía que ser fresco, pero el pescado llegó tarde. Se sintió fracasado y se suicidó, pero había sentado las bases del protocolo gastronómico.

La Cena, como acto central de el somni, también debe representar un punto de partida en el mundo del arte.

La Cena de el somni también está codificado en base doce: 12 es una cifra que se repite en los 12 actos que se divide la ópera, los 12 catas, los 12 vinos y los 12 selectos comensales que se sentarán alrededor una mesa redonda como la esfera de 12 horas de un reloj o las doce veces que gira la luna cada año alrededor del planeta. Símbolo del orden cósmico y cabalístico, de perfección y de unidad, con 12 signos del zodíaco representando 12 constelaciones por donde la Tierra circula buscando el Sol, año tras año, cada 12 meses, el doce es mediodía y medianoche, es la docena, de huevos o hasta de apóstoles.

Los doce comensales cenarán doce platos creados por Joan y Jordi Roca, y maridados con doce vinos escogidos por Josep Roca, doce reflexiones de pensadores y poetas, doce músicas, doce vídeos, doce vajillas, doce ideas y una baraja con nuevos naipes, repartidos en cada uno de los momentos de esta cena en doce actos, de esta ópera en doce platos. Todas las creaciones audiovisuales que se proyectarán articulan el contenido de un libreto pensado por Franc Aleu con El Celler de Can Roca, desarrollado a partir de una poderosa herramienta creativa: las Cartas Barcelona, ​​una creación conjunta con el ilustrador Peret. Y con la participación de los “Pollywogs“, los músicos robots creados por el ingeniero mecánico y escenógrafo Roland Olbeter. Estas ciborgmúsicos son el cuarteto de cuerda residente y la base de acompañamiento de las creaciones musicales encomendadas a varios compositores. Estas criaturas mecánicas suenan sin necesidad de ningún intérprete y son capaces de componer variaciones musicales por si mismas.

La cena se realizará en una cúpula multimedia, presidida por la mesa de los doce. Será circular, de 240 cm de diámetro y tendrá un sistema de altavoces bajo el mantel que emiten el sonido de las imágenes que se proyectan sobre su superficie. Alrederdor, cuatro pantallas envolventes proyectarán imágenes potenciadas por unos altavoces que crean una atmósfera de una dimensión sonora enérgica.

Varios artistas invitados, compositores, diseñadores, escenógrafos, inventores, cineastas, pensadores, científicos, músicos y poetas están detrás de este proyecto artístico total, de esta experiencia audiovisual interactiva, de esta pieza gastroperística inaugural.

El estreno de la GastrÒpera el somni ha sido programada para el 6 de mayo de 2013 en el claustro del Arts Santa Mònica, en las Ramblas, en Barcelona.